04 junio 2009

Escribiendo mi primer largometraje

draft.IlSn0IxtmRnG.jpg

"MAR.EXT.NOCHE.
La luna brilla e ilumina levemente la playa y el mar .Una voz apenas audible tararea una canción en ingles chapurreado.
N,como un bañista que trata de relajarse, flota apaciblemente en la posición del "muerto". Oscila con el movimiento de la marea baja y canta una canción al cielo nocturno. Pasa un avión. El bañista se deja llevar lentamente por la corriente hacia alta mar, hasta un punto sin retorno"

Había dedicado el verano del 2002 a escribir el guión de la película que a continuación, me apresuraría a filmar. Después de un mes y medio descubrí que lo que estaba escribiendo era inviable: Una chapuza infecta e indigerible.

Solo me quedaba un mes escaso para rodar, y me faltaba el guión.

"A" estaba con "Y", de dos años, que jugueteaba en el suelo. Me pregunté si estaba siguiendo el camino correcto. ¿Que hacía yo abandonando la seguridad de un trabajo para sumergirme en lo desconocido? ¿Estaba loco? Era papá. Lo normal era que buscara un camino estable. Que asentara la cabeza o como mínimo, emprendiera alguna aventura asumible. ¿Pero cine? ¿ Que narices sabía yo de cine?

En ésa época en casa hablábamos inglés, ya que el castellano de "A" era aún deficiente, y mi japonés completamente desastroso. El que "A", me dejara emprender un camino que podía conducir al desastre no dejaba de sorprenderme cada día. ¿ Que cosa tan especial tenía "A" aguantando mis rarezas?

Salí a caminar y regresé al cabo de un rato para sentarme y, cuaderno en mano, buscar el germen de una nueva idea.